+56 9 5417 6219
contacto@historiaycontingenciaiep.cl

Semana del 06 al 12 de abril de 2020: “Relaciones pecaminosas con las entretenciones del mundo”

Semana del 06 al 12 de abril de 2020: “Relaciones pecaminosas con las entretenciones del mundo”

Lectura Bíblica: Eclesiastés 1:8. Todas las cosas son fatigosas más de lo que el hombre puede expresar; nunca se sacia el ojo de ver, ni el oído de oír.

   Comentario: Todas las cosas cambian, y nunca descansan. El hombre, después de todo su trabajo, no es más cerca de encontrar descanso que el sol, el viento o la corriente del río. Su alma no encontrará reposo, si la tiene, no de Dios. Los sentidos son poco cansados, pero todavía recordamos lo que es probado.

   Fatigosas (v. 8). En el sentido de que su comprensión “fatiga” al hombre. Algunos prefieren traducir: “Todo trabaja más de cuanto el hombre pueda ponderar…” (Nacar-Colunga). El hombre no alcanza a comprender ese incesante movimiento. Las cosas en su movimiento desafían la comprensión humana que no se cansa de oír y ver ese incesante fluir. ¿Hay algo de lo que se pueda decir…? Del mundo de la naturaleza se pasa al mundo del hombre. También aquí hay mucho movimiento, pero poca variación, en realidad ninguna. La historia se repite.

   La palabra ▬ ‘cosas’▬ realmente está mal traducida. En el original en hebreo es la palabra Dabar: ‘palabras’ Aquí menciona que realmente todo llega a ser aburrido. Pudiera ser que en ocasiones nos encontremos en alguna reunión y llega un momento en que la conversación se torna aburrida, sobre todo cuando gira en torno a lo material, la última adquisición material, anécdotas personales, etc. Siempre llegará un punto en el que nos aburre algún tema, por más interesados que hayamos estado en un principio. La razón por la que sucede esto, es porque Dios nos creó con un alma, en la cual sopló aliento de vida y nuestra alma fue creada para ser alimentada por la palabra de Dios.

   “Deuteronomio 8:3 Y te afligió, y te hizo tener hambre, y te sustentó con maná, comida que no conocías tú, ni tus padres la habían conocido, para hacerte saber que no sólo de pan vivirá el hombre, más de todo lo que sale de la boca de Dios vivirá el hombre”.

   “Mateo 4:1 Entonces Jesús fue llevado por el Espíritu al desierto, para ser tentado por el diablo.4:2 Y después de haber ayunado cuarenta días y cuarenta noches, tuvo hambre.4:3 Y vino a él el tentador, y le dijo: Si eres Hijo de Dios, di que estas piedras se conviertan en pan. 4:4 Él respondió y dijo: Escrito está: No sólo de pan vivirá el hombre, sino de toda palabra que sale de la boca de Dios.

   Fuimos creados para ser alimentados de la palabra de Dios. Puede darse el caso que estemos asistiendo a un lugar donde escuchemos estudios de la Biblia, pero si llega el momento que eso no nos está saciando, es que Dios nos está llamando a algo más, pues produce un mayor anhelo de Su palabra. Y cuando ya empezamos a deleitarnos más con la palabra, llega el momento en que no nos conformamos con cualquier cosa. Nos volvemos más analíticos. Una de los grandes errores en los que podemos caer al tratar de atraer a la gente para que oiga de la palabra de Dios, es buscar entretenerlos con todo tipo de espectáculos, dejando de lado la Instrucción de Dios. Y existe un gran riesgo que se corre al hacer eso, pues ‘el ojo nunca se sacia de ver, ni el oído de oír’. El público cada vez va a demandar más y mejores espectáculos. Después llega el momento en que ya nada los llena, y es cuando pierden interés en seguir congregándose, pues siguen sintiendo ese vacío interior, sin saber que lo que realmente estaban anhelando era ser saciados por la palabra de Dios.

   “Todas las cosas son fatigosas, más de lo que el hombre puede expresar. Nunca se sacia el ojo de ver ni el oído de oír.”

   Esto podría no haber parecido cierto en otros tiempos, pero desde la llegada de la televisión es un hecho evidente. Muchísimas personas ven televisión por horas, día tras día. ¿Por qué? Porque los ojos nunca se sacian de ver no los oídos de oír. Además, a muchos les agrada viajar a otros países y conocer a otros pueblos, y ver otros paisajes. Esas experiencias constituyen una de los placeres de la vida. Estoy seguro que cada uno de nuestros países tiene lugares encantadores, y a los cuales nos gusta visitar una y otra vez.

El ser humano no puede agotar la exploración del universo. Cuanto más aprende, más reafirma su necesidad de aprender. Y ello puede dejar un sentimiento de frustración. El universo físico es demasiado grande para ese pequeño ser humano. Y, sin embargo, por lo que sabemos, él es la única criatura de Dios capaz de comprender el universo. A veces escuchamos a un perro ladrando a la luna. No creemos que ese animal se dé cuenta de la distancia que existe entre la tierra y la luna, y tampoco creemos que le preocupe. No creemos que un animal reconozca que está viviendo en un universo tan inmenso. Creemos que el mundo de ese animal es muy pequeño. Pero en el caso del ser humano, sus ojos y sus oídos nunca están satisfechos y siente la imperiosa necesidad de explorar.

   Definición de Relación: nombre femenino plural (relaciones)

Trato amoroso o sexual que hay entre dos personas.

“relaciones sexuales; relaciones amorosas; relaciones formales; tiene relaciones con una chica del barrio; se puso en relaciones con un hombre mucho mayor que ella”

  1. (relaciones)

Personas con las que alguien mantiene un trato de amistad, laboral, social, etc.; especialmente, las que sirven para obtener algún favor personal.

“es muy importante en el mundo de los negocios tener buenas relaciones”

   Entretenciones: nombre femenino; Entretenimiento, diversión.

Coloquial • América

Actividad, cosa o juego que divierte o entretiene.

“la música clásica y las visitas de algunos amigos fueron su entretención”

   Pensamiento: Santiago 4:4. ¡Oh almas adúlteras! ¿No sabéis que la amistad del mundo es enemistad contra Dios? Cualquiera, pues, que quiera ser amigo del mundo, se constituye enemigo de Dios. 

   Conforme a este versículo de enlace, vemos que una relación es entre dos cosas, o dos personas, aquí nos trata de adúlteros por tener una relación con el mundo. Cuando estamos aburridos o cansado o fatigado, salimos a entretener con las cosas del mundo: (amigos: conversaciones, amistad, amores; música: que escuchamos; TV que vemos en la tv, Futbol, películas, comedias, entretenciones, etc.)

    Vemos que en todos esto ejemplo dado hay una relación, que en algún momento se torna fatigosa. El mundo se entretiene que quede claro. Y el mundo nos ofrece muchas entretenciones.

   Pero veamos para los creyentes ¿el creyente debe no debe entretenerse? La respuesta en si puede entretenerse, pero sanamente, pero sin perder la santidad y la pureza delante del Señor. El ejercicio corporal es necesario del joven como por ejemplo deportes, caminatas, gimnasio, pero debe cuidar con quien se relacionas, cuales son sus amistades, cuanto tiempo dispone para ejercitar, sin afanarse; Cultural también debe leer estudiar investigar, porque el joven esta estudiando debe tener cultura. Ahora en la iglesia como se entretiene leyendo las escrituras, asistiendo a los cultos, teniendo amistad con los otros creyentes de su congregación, pero sanamente en santidad y pureza.

   “colosenses 4:5. Andad sabiamente para con los de afuera, redimiendo el tiempo”.

   Ahora las congregaciones y pastores jefe de grupos líderes en general no deben buscar fórmulas para entretener solamente a la juventud, sino que se arrepientan y conviertan de verdad al Señor Jesucristo y que sean llenos del Espíritu santo y del conocimiento del Señor.

   “Por lo cual también nosotros, desde el día que lo oímos, no cesamos de orar por vosotros, y de pedir que seáis llenos del conocimiento de su voluntad en toda sabiduría e inteligencia espiritual, para que andéis como es digno del Señor, agradándole en todo, llevando fruto en toda buena obra, y creciendo en el conocimiento de Dios; fortalecidos con todo poder, conforme a la potencia de su gloria, para toda paciencia y longanimidad; con gozo dando gracias al Padre que nos hizo aptos para participar de la herencia de los santos en luz”. Col 1:9-12.

1er Titulo:

Cine y televisión (Jeremías 9:21. Porque la muerte ha subido por nuestras ventanas, ha entrado en nuestros palacios, para exterminar a los niños de las calles, a los jóvenes de las plazas; ▬ Ezequiel 8.12. Y me dijo: Hijo de hombre, ¿has visto las cosas que los ancianos de la casa de Israel hacen en tinieblas, cada uno en sus cámaras pintadas de imágenes? Porque dicen ellos: No nos ve Jehová; Jehová ha abandonado la tierra.).

   Comentario de Jer. 9:21: la palabra principal del texto es Ventana = Y la ventana del cuerpo es el “Ojo”

“La lámpara del cuerpo es el ojo; así que, si tu ojo es bueno, todo tu cuerpo estará lleno de luz; pero si tu ojo es maligno, todo tu cuerpo estará en tinieblas. Así que, si la luz que en ti hay es tinieblas, ¿cuántas no serán las mismas tinieblas?”. San Mateo 6.22-23.

    Introducción al tema: Pareciera que Jesús introduce un tema diferente del cual viene hablando y continuara a lo largo del capítulo seis, sin embargo, no es así. El gran Maestro comenzó hablando de la importancia de preocuparnos más por hacer tesoros en el cielo, que dedicar nuestra vida entera a la acumulación de riquezas terrenales las cuales son perecederas, y termina advirtiendo que es importante que vigilemos nuestros intereses, ya que donde esté vuestro tesoro, allí estará también vuestro corazón. Enseñamos que para esto es importante valorar las cosas espirituales las cuales son invaluables y por lo que Pablo exhortaba a “Poned la mira en las cosas de arriba, no en las de la tierra”, (Colosenses 3:2). Por tal motivo ahora viene Jesús y advierte a sus discípulos la importancia de tener nuestra mirada en las cosas verdaderamente valiosas y eternas, porque de lo contrario nuestros intereses serán contrarios al del reino de Dios.

El ojo lámpara del cuerpo

  “La lámpara del cuerpo es el ojo; así que, si tu ojo es bueno, todo tu cuerpo estará lleno de luz; pero si tu ojo es maligno, todo tu cuerpo estará en tinieblas. Así que, si la luz que en ti hay es tinieblas, ¿cuántas no serán las mismas tinieblas?” Mateo 6:22-23

     Muchas veces se ha dicho que los ojos son la ventana del alma. Todos sabemos que, si una ventana se encuentra sucia, la luz del día no penetra bien a la casa y no alumbra bien a los que la habitan. También dificulta la visualización de los que viven en ella. Así también lo es en el caso del hombre y la mujer que han permitido que su visión espiritual sea manchada y miope por el diablo el cual los ha enceguecido por la maldad de este mundo. San Jerónimo dijo en cierta ocasión: “El hombre que tiene los ojos sucios ve multiplicadas las luces, mientras que el ojo simple y puro ve las cosas simples y puras”.

      Podemos entender el uso de esta metáfora para hacer la comparación de que, así como el ojo es la lámpara del cuerpo, así lo es el corazón para el alma. Es del corazón de donde manan todas las intenciones y sentimientos, por lo que, si el corazón es malo, las intenciones serán malas y por ende las acciones.

   Como creyentes debemos cuidar nuestro corazón, para que todas nuestras intenciones y sentimientos sean buenos y se transformen en acciones que glorifiquen a Dios. La Biblia nos enseña que debemos ser cuidadosos al momento de poner nuestra atención en cualquier cosa. Rick Warren dice: “cualquier cosa que atrape tu atención te atrapara a ti”. Nuestros ojos juegan un papel muy importante ya que generalmente todo lo que nos cautiva entra por ellos. Jesús advirtió que el codiciar a una mujer es considerado adulterio (Mateo 5:28). Job dijo que cuido sus ojos para no codiciar a las jóvenes doncellas (Job 31:1). El pecado de adulterio de David inicio con solo ver a una mujer hermosa desnuda que se bañaba (2 Samuel 11:2). El pecado de Acán consistió en codiciar un manto babilónico muy bueno, y doscientos siclos de plata, y un lingote de oro de peso de cincuenta siclos, que Dios había maldecido (Josué 7:21). Todos estos pecados entraron por la vista a través del órgano del ojo, y por ello debemos cuidarnos de poner nuestra atención de aquellas cosas que nos puedan arrastrar al pecado.

   “Tus ojos miren lo recto, y diríjanse tus párpados hacia lo que tienes delante. Examina la senda de tus pies, y todos tus caminos sean rectos”. Proverbios 4:25-26

   Por lo tanto, nuestra atención principal debe estar en lo espiritual ya que ellas son las que producen las verdaderas riquezas espirituales y definen nuestra fidelidad hacia aquello que nosotros consideramos más importante: Dios o lo que el mundo ofrece. Así cuando algo captura nuestra atención se apodera de nuestro corazón, y generalmente define nuestra fidelidad a aquello que tanto apreciamos. Si nuestra mirada está dirigida a las cosas eternas, nuestro corazón le pertenecerá a Dios y por ende nuestra fidelidad; pero, si nuestro interés está en hacer riquezas en esta tierra, nuestro corazón le pertenecerá a las cosas terrenales y sus prioridades giraran alrededor de ellas y por tanto Dios no será su Señor, y por ello ahora Jesús nos hablara que nadie puede servir a dos señores.

   Comentario 2: Ez. 8.12. (la palabra clave o principal del texto ¿has visto las cosas? ¿con que se ve con los ojos? ¿Por donde entra el pecado? Respuesta:  por los ojos

   Ellos estaban entregados a la idolatría, con sus estatuas despertaban el celo de Dios y al mismo tiempo lo estaban alejando del lugar. Ese rechazo que ellos tenían de Dios, el deseo de que él se “alejara” de allí, iba a resultar en el abandono de Dios del lugar y por lo tanto se daría inicio al cautiverio. Es interesante notar que posiblemente no eran conscientes de que lo que estaban haciendo era despreciar a Dios, pero sin duda no eran conscientes de que este desprecio sería en perjuicio suyo.

   El segundo pecado que se menciona es la “adoración oculta” (vv. 7–13). A diferencia del caso anterior, en la descripción de este pecado se ubica la acción en la coordenada espacial. El lugar donde lo lleva el Espíritu es la entrada del atrio donde el profeta ve un agujero en la pared; la orden fue profundizar o cavar (jatar2864) a partir de esa entrada (otra posible traducción es puerta, petaj6607), al hacerlo ingresó a una cámara que estaba en oscuridad (v. 12). Si se sigue la descripción del templo (ver 1 Rey. 6:5) la cámara a la que se refiere debía pertenecer a los sacerdotes y era usada para almacenar cosas.

   Es notable ver que los que participan de esta adoración oculta son setenta … ancianos y Jazanías hijo de Safán (v. 11); la referencia a esta muestra que eran ejemplos significativos que ayudan a determinar la extensión de la perversión del pecado del pueblo. Cuando se habla de setenta ancianos es casi seguro que el profeta recuerda a los que Moisés había nombrado para guiar al pueblo (Éx. 24:1, 9). Debemos tener presente que el profeta ya ha dicho que una de las tareas de los ancianos era dar consejo (7:26). Por otro lado, cuando se refiere a Jazanías hijo de Safán, parece indicar al secretario del rey Josías (2 Rey. 22:8–14; 2 Crón. 34:15–21; Jer. 26:24, 29:3, etc.). Si es así, se trata del hermano de Ajicam, un defensor de Jeremías (26:24), hombre fiel a la palabra de Dios; al mismo tiempo es bueno tener presente que el nombre Jazanías es muy interesante pues significa “Jehovah escucha” (ver la relación de este nombre con la frase final del capítulo); es muy posible que el profeta lo hubiera conocido antes de su destierro.

   Hay un detalle más que mencionar, y es que esta era una habitación de los sacerdotes; sin embargo, era usada por los ancianos que no lo eran, representa una intromisión en el área sacerdotal. En resumen, aquí tenemos a los líderes naturales del pueblo y a uno de los miembros de una de las familias más importantes y significativas entregados a una adoración pagana. ¿Qué se podía esperar de los que ellos guiaban?

   La actividad en la que estaban involucrados era la adoración de reptiles y cuadrúpedos (v. 10). Es probable que se trate de ídolos egipcios, pues la frase recuerda a las ilustraciones que se encuentran en el libro de los muertos. No solo se trataba de una contravención al decálogo, sino que también, y de acuerdo con los versículos anteriores, estaban siendo infieles a los dioses de los babilónicos que se habían comprometido a adorar. A lo largo de su historia Israel tuvo cierta debilidad con Egipto. Varias veces fueron reprendidos por mirar hacia allí en lugar de buscar respuesta en Dios (Isa. 31:3). Es importante notar que ellos estaban convirtiéndose en esclavos de lo que habían sido liberados por Dios.

   El término imágenes (v. 12) se usa también en Levítico 26:1 y Números 33:52 en la prohibición que Dios hace de la idolatría.

   En cuanto a la naturaleza de la adoración que ellos daban a las imágenes debemos notar que el v. 11 menciona dos cosas: En primer lugar, que estaban de pie; esta frase expresa la postura de un siervo delante de su “señor” (ver Deut. 1:38; 1 Rey. 10:8; etc.), lo que significa que se habían sometido a la imagen. Pero también dice el versículo que tenían en su mano su incensario. Es interesante notar la relación de este pasaje con el Salmo 141:2,

en el que se relaciona el incienso con la oración. Si es así la interpretación, ellos estaban pidiendo u orando a estas imágenes a las que se habían sometido.

   Finalmente, el v. 12 menciona las excusas que ellos daban a lo que hacían: Jehovah no nos ve … ha abandonado la tierra. Estas dos expresiones indican en el primer caso la ruptura de la comunicación o relación con la divinidad; en este sentido el libro de Ezequiel usa la expresión “esconder el rostro” (39:23, 24, etc.) para referirse a la separación que había entre Dios y el pueblo (en estos pasajes es Dios quien la usa). En el AT se hace referencia a la mirada de Dios como símbolo de la seguridad de su ayuda (ver Sal. 10:14); por el otro lado estar al margen de su mirada debe ser causa de angustia (Sal. 80:14). Este tipo de excusa (Dios no nos ve) se menciona en el libro de los Salmos (10:11; 94:3–6, 7) como lo que decían los impíos. La segunda excusa (ha abandonado la tierra) tiene una implicación teológica muy seria. La tierra ocupa un lugar muy importante en la teología del pacto, esta fue prometida a los patriarcas, y dada al pueblo por Dios mismo. La presencia del pueblo en la tierra era una de las pruebas del accionar de Dios; Jeremías luchó contra el sentimiento que tenían de que la presencia de Dios era una garantía de seguridad (Jer. 7:4, 14).

   Estas dos excusas resultan ser falsas, no son más que excusas. Por un lado, aunque están escondidos y en la oscuridad, Dios los ve; los que no los ven son los ídolos delante de los cuales están. Por el otro, Dios no ha dejado su lugar, por el contrario, es él mismo el que actuará a fin de que su pueblo pague por sus pecados.

Imágenes: 8:12

   Se han descubierto ruinas de templos en Siria, Asia Menor y Mesopotamia con pinturas e imágenes que se refieren al culto y la mitología del país. En algunos se ve la influencia de Egipto, en este país se pintaron figuras del “Libro de los muertos” sobre las paredes de las tumbas, de esta manera, creían asegurar el viaje del difunto a una vida gloriosa en el más allá.

   Pensamiento: tenemos que ser claro y conciso en esto, ya que hoy la iglesia esta involucrada en un gran porcentaje en este pecado del cine en casa a través de internet y la televisión, entonces que les podemos enseñar a nuestra juventud que se aparten de esta cosas, si nosotros los padres no los apartamos de este pecado, tenemos conciencia limpias para presentarnos delante de nuestro hijos y decirle que el cine y la televisión es un pecado si nosotros estamos practicando esto, hoy los hogares están llenos de tremendo aparatos y computadores, celulares, hasta los niños se les compras celulares y carísimos.

    En el trasfondo este pecado es una idolatría porque vemos imágenes con nuestros ojos, que está entrando por las ventanas o sea entra la muerte, pero muerte espiritual, por ese motivo las iglesias no crecen los jóvenes no se convierten a Dios. Porque están entretenidos con estas imágenes del mundo, ¿Dónde? en nuestros cuartos llenos de tinieblas. ¿Qué hacemos para mejorar esto? es volviéndose al Señor Jesucristo con ayuno y oración, pero con arrepentimiento de corazón y abandonado estas prácticas.

“Haced morir, pues, lo terrenal en vosotros: fornicación, impureza, pasiones desordenadas, malos deseos y avaricia, que es idolatría; cosas por las cuales la ira de Dios viene sobre los hijos de desobediencia, en las cuales vosotros también anduvisteis en otro tiempo cuando vivíais en ellas”. Colosenses 3:5, 6, 7.

   “Digo, pues: Andad en el Espíritu, y no satisfagáis los deseos de la carne”. Gálatas 5.16

   “Porque todo lo que hay en el mundo, los deseos de la carne, los deseos de los ojos, y la vanagloria de la vida, no proviene del Padre, sino del mundo”. 1ª de Juan 2:16

   “No hay temor de Dios delante de sus ojos”. Romanos 3:18

2° Titulo:

Deportes (1ª a Timoteo 4:8. porque el ejercicio corporal para poco es provechoso, pero la piedad para todo aprovecha, pues tiene promesa de esta vida presente, y de la venidera.).

    Comentario: [8]. Al continuar el consejo con respecto a la prosperidad espiritual de Timoteo y los medios que debe usar para tal fin, Pablo dice: Ejercítate para la vida piadosa. Porque, aunque el ejercicio físico es de algún provecho, la vida piadosa es de beneficio en todo sentido.

   La figura que sirve de base al pasaje es, desde luego, la del gimnasio griego (o su imitación popular), que comprendía pistas de carrera, de lucha, etc. Era un lugar donde jóvenes desnudos trataban de promover la gracia y el vigor de sus cuerpos por medio de la preparación física. Entonces a Timoteo se le dice que haga gimnasia. Pero, en conformidad con el contexto inmediatamente precedente, que lo describía siendo nutrido con las palabras de fe y desechando los mitos profanos para poder ser (y pueda seguir siendo) “un excelente ministro de Cristo Jesús”, se le dice que se ejercite teniendo presente la piedad o la vida piadosa. El ejercicio que se le exhorta a realizar es de carácter espiritual.

   Así que, lo que Pablo tenía presente debe de haber incluido una o más de las siguientes comparaciones:

(a) Así como la juventud en el gimnasio se ejercita hasta lo que más puede, así tú también, por la gracia y el poder de Dios, no debes escatimar esfuerzos para alcanzar tu meta.

(b) Así como la juventud se desprende de todo impedimento o carga para ejercitarse más libremente, así tú también debes desprenderte de todo lo que estorba tu progreso espiritual.

(c) Así como la juventud tiene el ojo puesto en la meta—quizás la de mostrar una habilidad superior en el lanzamiento del disco, o la de ganar la lucha o el combate de boxeo en la palestra, la de ser el primero en alcanzar el poste que señalaba el lugar de la victoria en la pista de carreras, o al menos la de mejorar el físico—así tú debieras constantemente apuntar hacia tu objetivo espiritual, a saber, el de la completa dedicación personal a Dios en Cristo.

   No es sorprendente que el apóstol, con la figura del gimnasio o sus substitutos de menos pretensiones en sus pensamientos, ahora establezca una comparación entre el valor del ejercicio físico (literalmente, “gimnasia corporal”) y el ejercicio para la vida piadosa. Afirma que lo primero es de algún provecho. Es útil para algo. Sin embargo, lo segundo es de beneficio en todo sentido. Es útil para todas las cosas. De ningún modo está menospreciando el valor del ejercicio físico. Está diciendo dos cosas: a. que la bendición que procede del ejercicio físico, por grande que sea, es definidamente inferior a la recompensa que promete la vida piadosa. Lo primero, en el mejor de los casos, concede salud, vigor, hermosura física. Estas cosas son maravillosas y deben ser apreciadas. Pero lo segundo concede vida eterna; b. que la esfera en que el ejercicio físico es de provecho es mucho más restringida que aquella en que la vida piadosa otorga su recompensa. Lo primero tiene que ver con el presente y aquí. Lo segundo con el presente y aquí, pero también tiene un alcance mucho mayor.

   Ciertamente eso es lo que quiere decir, como lo muestra claramente lo que sigue en el v. 8 después de las palabras “la vida piadosa es de beneficio en todo sentido”, a saber, ya que tiene promesa de vida tanto para el presente como para el futuro.

   La esencia y contenido de la promesa es vida, comunión con Dios en Cristo, el amor de Dios derramado en el corazón, la paz que sobrepasa todo entendimiento. La completa devoción, la piedad o vida piadosa, fruto en sí mismo de la gracia de Dios, da como resultado la creciente posesión o goce de esta recompensa, en conformidad con la enseñanza de las Escrituras en su totalidad (Dt. 4:29; 28:1–3, 9, 10; 1 S. 15:22; Sal. 1:1–3; 24:3–6; 103:17, 18; 1 Jn. 1:6, 7; 2:24, 25; Ap. 2:10, 17; 3:5, 12, 21).

   Dios ha prometido esto y él siempre cumple sus promesas. Y esta vida que Dios concede y que sobrepasa a toda otra bendición en valor, es tanto para el presente como para el futuro, para la edad presente y para la venidera. No puede cesar. La explicación de 1 Ti. 4:7b, 8 que he dado se aparta en algunos puntos de lo que otros favorecen.

3er Titulo:

Arte y música secular (Efesios 5:11. Y no participéis en las obras infructuosas de las tinieblas, sino más bien reprendedlas; ▬ Daniel 3: 4 y 5. Y el pregonero anunciaba en alta voz: Mándase a vosotros, oh pueblos, naciones y lenguas, que al oír el son de la bocina, de la flauta, del tamboril, del arpa, del salterio, de la zampoña y de todo instrumento de música, os postréis y adoréis la estatua de oro que el rey Nabucodonosor ha levantado.). 

   Comentario: La cultura y arte son dos ramas muy importantes en el desarrollo humano de un país, esto con el fin de poder alcanzar un mejor desarrollo social, pero antes tenemos que conocer el significado de estas dos palabras. Cultura se conoce como todo lo que el hombre hace, pero también el termino cultura que proviene del latín cultus, hace referencia al cultivo del espíritu humano y de las facultades intelectuales del hombre. Así también la cultura ha sido asociada a la civilización y al progreso de una sociedad. En general, la cultura es una especie de tejido social que abarca las distintas formas y expresiones de una sociedad determinada. Por lo tanto, las costumbres, las prácticas, las maneras de ser, los rituales, los tipos de vestimenta y las normas de comportamiento son aspectos incluidos en la cultura. Arte se conoce como todo lo que el hombre trasforma, entre esto están la naturaleza, danza, teatro cine, etc. arte es un componente de la cultura, reflejando en su concepción los sustratos económicos y sociales, y la transmisión de ideas y valores, inherentes a cualquier cultura humana a lo largo del espacio y el tiempo. Cultura y arte desde el principio de la historia están siempre de la mano con el fin de lograr que la población tenga su forma de expresarse libremente y poder dejar un legado en el tiempo con el fin de que en un futuro.

    Cultura y arte dos conceptos muy ligados dado a que la cultura son todas las normativas o estatutos por los cuales los seres humanos están regidos ya sean estos en el ser vivir  en un determinado territorio donde sus habitantes transmiten todas sus costumbres, la cultura abre un espacio a ser humano de qué forma este quiere vivir, pero para transmitirlo entra el arte que es la más grande expresión artística por la cual este se dará a conocer y guiara su más grande creación para su reconocimiento y que de esta manera sedara a conocer en otro territorio y abrirá espacio para lograr crear una nueva forma de vida.

Entre las diferencias que existe entre arte y cultura es que:

Cultura: es todo lo que el hombre hace

Arte: es lo que el hombre transforma

    Estas dos diferencias nos llevan a determinar que si la cultura y el arte estuvieran por separados la una de la otra ninguna tendría sentido para el ser humano por lo que ambas partes se complementan una de la otra y refuerzan el conocimiento del ser humano.

Arte y cultura son dos área que con el paso del tiempo brindan reconocimiento al hombre en un punto donde la creación y la expresión son partes fundamentales para el desarrollo de las sociedades y nuevas conformaciones en distintos sectores los cuales hacen que se desarrollen  en un ámbito agradable y confortable para la subsistencia, de esta forma o manera de ver la cultura y arte, se distinguen y son ramas ligadas pero que tienen sus diferencias pero con un mismo significado que es el desarrollo de una sociedad…

Qué es la Música:

   Se conoce como música a la combinación ordenada de ritmo, melodía y armonía que resulta agradable a los oídos. Por su carácter inmaterial, la música se considera un arte temporal o del tiempo, al igual que la literatura.

En el sentido restrictivo, la música es el arte de coordinar y transmitir efectos sonoros, armoniosos y estéticamente válidos, los cuales son generados a través de la voz o de instrumentos musicales.

   La música es una manifestación artística y cultural de los pueblos, de manera que adquiere diversas formas, valores estéticos y funciones según su contexto. A la vez, es uno de los medios por el cual un individuo expresa sus sentimientos.

   La persona que pone en práctica la música o la ejecuta por medio de un instrumento se llama músico. Como tal, la palabra mucha puede usarse en sentido metafórico. Por ejemplo, puede ser empleada en frases coloquiales como:

  • “Vete con esa música a otra parte”, que quiere decir que la persona despide vehementemente a alguien que la ha importunado.
  • “Lo que dices es música para mis oídos”, que quiere decir que la persona escucha una noticia que le resulta ‘agradable de oír’.

Definición de secular:   adjetivo

 Que dura un siglo o que dura desde hace siglos.

“tradición secular; los cambios económicos están transformando con celeridad hábitos y mentalidades tradicionales y están desvelando mitos casi seculares”

    Similar: centenario

Que se repite cada siglo.

“el temor al fin del mundo es un sentimiento secular”

   Comentario Bíblico: Otra tierna exhortación, expresando en forma negativa lo que en los versículos 8–10 fue hecho en forma positiva, viene a continuación, una advertencia que nos recuerda el v. 7. Pablo con todo amor suplica: Efesios 5:11. Y no toméis parte alguna en las infructuosas obras de las tinieblas.

    Por obras de las tinieblas se entienden cosas tales como inmoralidad, impureza, avaricia, obscenidad, habla necia, etc. (5:3, 4) y también aquellas que se mencionan en 4:25–32; en resumen, cualquiera y todas las obras que pertenecen al reino de la depravación e inspiradas por su príncipe. Tales obras reciben el nombre de infructuosas. Son estériles en el sentido de que no glorifican a Dios, no atraen al prójimo hacia Cristo, y no producen satisfacción o paz interna. Obsérvese que Pablo no acepta zona de media luz. Aunque de acuerdo a las Escrituras existen grados de pecaminosidad y también grados de santidad, sin embargo, no existe región de claro-obscuro. Se es un creyente o un no creyente. Las obras pertenecen o a la luz o a las tinieblas. Los que han jurado lealtad al rey del reino de la luz no deben tomar parte alguna en las vanas, fútiles, totalmente frustrantes, obras de las tinieblas.

   ¿Significa entonces que los efesios deben separarse de toda persona en el mundo; que deben constituirse en ermitaños y apartarse lo más lejos posible de los hombres malos? ¡De ningún modo! Aunque no son del mundo, no obstante, están en el mundo y tienen una misión que cumplir. Pablo dice: antes bien, denunciadlas, es decir, estas infructíferas obras de las tinieblas. Los que pertenecen al reino de la luz no pueden ser neutrales con respecto a las obras de las tinieblas. Las componendas quedan también descartadas definitivamente. Por ejemplo, si Dios dice, “Adoradme solamente a mí”, y otro dice, “adorad ídolos”, no será aceptable adorar a Jehová bajo el símbolo de imágenes que luego se transformarán en ídolos. El pecado de Jeroboán fue abominación a Jehová (1 R. 12:25–33). El pecado debe ser expuesto. No se le hace ningún “bien” a una persona mala haciéndole creer que es un buen sujeto. Un tumor canceroso debe ser extirpado y no acomodado. No es ninguna obra de amor suavizar las cosas de modo que las terribles maldades cometidas por los que todavía viven en el reino de las tinieblas se consideren como algo no tan malo a pesar de todo.

   Comentario Bíblico de Daniel 3:4-5. La estatua erigida y la orden de adorarla, 3:1–7. Sigue otra narración histórica, esta vez enfocada en los tres amigos de Daniel, ilustrando cómo el martirio es preferible a la apostasía. El rey, que representa al poder mundial supremo, quiere obligar a todos sus súbditos a participar en su egolatría e idolatría. Con claridad se ve: la soberbia (v. 1), el edicto (vv. 2, 3a), las pretensiones (vv. 3b–6) y la autoridad de rey (v. 7). La narración continúa en el contexto babilónico de los primeros seis capítulos y termina con el rey pagano proclamando una orden en defensa de la religión judaica. A la vez, al relato histórico el autor le agrega ciertas palabras y formas literarias (anacronismos) que lo actualiza para la interpretación del auditorio. El rey Nabucodonosor hizo una estatua de oro … y la levantó en la llanura de Dura (v. 1). Probablemente la estatua no fuera del rey mismo, sino de su deidad particular. La religión de una persona se revela por la manera de expresarla popularmente. Nabucodonosor lo hizo por medio de una gran estatua de unos 27 m de altura y 2,70 m de ancho.     Las dimensiones reflejan la grandeza de un obelisco monumental (ver Gén. 11:4). Para el rey, mostraba algo que le importaba. En sus campañas militares se había llevado mucho oro y parece que quería que todos lo vieran. Probablemente la estatua era de madera recubierta de oro. En esto se ve la soberbia de la conquista. ¿No era él el rey de Babilonia? ¿No era él la cabeza de oro del coloso de su sueño? Aquí se ve el orgullo de la posición. Llama la atención la forma de exhibirlo, ya que se escogió el lugar más prominente en la provincia de Babilonia para levantar la estatua. Ningún morador ni visitante podía pasar sin verla. La palabra usada para describir la llanura de Dura (v. 1) significa “fortaleza” o “plaza fuerte”, una palabra antigua del acadio (del segundo siglo a. de J.C.).

   Y el rey Nabucodonosor mandó reunir … a todos los gobernantes de las provincias, para que viniesen a la dedicación de la estatua … Entonces fueron reunidos … (vv. 2, 3a). El edicto fue dado a todos; nadie podía escapar de cumplirlo. Se mencionan todos los oficios y funciones en un orden descendente en importancia: sátrapas (palabra persa; ver Esd. 8:36; Est. 3:12, entre otros), intendentes (palabra asiria) y gobernadores, consejeros (palabra persa), tesoreros (usado solamente aquí y en v. 3), jueces, oficiales, y … gobernantes de las provincias. En total se nombran ocho títulos en el texto de arameo, pero en la LXX se indican únicamente siete. Se ha propuesto que la palabra tesoreros debe ser omitida por ser muy similar en pronunciación a la que le sigue, es decir jueces, siendo un ejemplo de duplicación de palabras. De todos modos, Sadrac, Mesac y Abed-nego, ya con una carga administrativa en la provincia de Babilonia, no pudieron quedar al margen. No se indica en el texto dónde estaba Daniel, ni por qué no participaba en el evento exponiéndose así a las mismas acusaciones que sus amigos. Lo cierto es que la orden del rey también lo incluía, y a Daniel le interesaba, por su función en el reino y su solidaridad con sus amigos.

   El edicto de Nabucodonosor tocaba la vida cotidiana de todos; la dedicación de la estatua era un asunto oficial; por lo tanto, todos los oficiales del gobierno debían participar.

   Para los jóvenes hebreos monoteístas el evento presagiaba cosas desagradables y, probablemente, peligrosas. El hecho de que todos los altos oficiales de las provincias fueron citados para la dedicación de la estatua (v. 3), y que todos los pueblos súbditos debían adorarla (vv. 4, 5), sugiere que el propósito de Nabucodonosor era la unificación de su reino bajo una sola religión. Esto sí era peligroso, especialmente para el pueblo de Dios. Una vez levantada, el heraldo proclamó con gran voz: “Se ordena … que al oír el sonido de … todo instrumento de música, os postréis y rindáis homenaje a la estatua de oro …” (vv. 3b–5). Al decir pueblos, naciones y lenguas (v. 4, ver 3:7, 29; 4:1; 5:19; 6:25; 7:14) habla de la forma enfática en que todas las partes de su dominio debían rendir homenaje a la estatua.

   Aunque acudirían muchos súbditos, el objetivo principal eran los representantes oficiales ya nombrados. Todos debían postrarse sobre sus rostros en una actitud de adoración; de esta forma se notarían inmediatamente aquellos que no lo hicieran. Por lo tanto, al postrarse ante la estatua de oro se reverenciaba a Nabucodonosor mismo. Para el pagano esto no representaba mayor problema, pues era costumbre que un pueblo vencido reconociera a los dioses de la nación vencedora. Ni siquiera tenía que renunciar a sus dioses antiguos.

   Sin embargo, para un hebreo monoteísta era un gran problema, dado que Jehová exigía una lealtad exclusiva.

    La música que iban a oír vendría de una colección de instrumentos de cuerda y de viento. El mismo estilo ampuloso se mantiene en la enumeración de los instrumentos música les. Hay instrumentos hebreos como la corneta y la flauta; griegos como la cítara, el arpa, y la zampoña (la cítara es de origen oriental). La zampoña (gr. sumponyah o sinfonía, v. 5) es de uso tardío (segundo siglo a. de J.C.) y, según Polibio (204–122 a. de J.C.), fue el instrumento favorito de Antíoco Epífanes. Si este capítulo hubiera sido usado para animar a los fieles durante el tiempo de Antíoco Epífanes, el simbolismo hubiera sido muy claro.

   Nabucodonosor, anticipando que algunos tendrían dificultades con la orden, especificó la pena máxima para cualquier desobediente: en la misma hora será echado dentro de un horno de fuego ardiendo (v. 6). El horno era de los que se usaban para obtener cal. En la parte de arriba tenía una gran chimenea, a manera de una torre, con una apertura (puerta) al costado cerca del piso para sacar la cal o los residuos. La costumbre de quemar a las personas era común en aquellos tiempos (ver Gén. 38:24; Lev. 21:9; Jer. 29:22), más aún cuando la orden venía de parte de un dictador absoluto como lo era Nabucodonosor. Sin que constituyera en una persecución religiosa abierta, el mandato representaba una coerción intolerable para los hebreos. Para el rey, el no rendir homenaje a su estatua representaba un acto de traición contra el reino y su monarca. Por eso, tan pronto como oyeron todos los pueblos el sonido de … todo instrumento de música, … se postraron y rindieron homenaje … (v. 7).

   El poder centralizado en manos de una persona siempre asusta, y esa fue la razón de la rapidez en la ejecución de esta orden dada por el rey; no había tiempo ni oportunidad para cuestionarla. Todos los presentes, excepto los hebreos, cayeron al piso. Aparentemente, el rey había logrado la unificación que deseaba. Pero hay algo más en tal adulación de la gente que no se ve abiertamente: no todos lo hacían con sinceridad; había algunos que solo lo hacían con el afán de quedar bien con el rey. ¿Para qué preocuparse con cuestiones de conciencia? Pero los que sí tenían principios y convicciones religiosas se quedaron muy, muy solos (ver el probable impacto sobre los hebreos durante la crisis macabea). 

    Pensamiento: Resumiendo el arte y la música secular, como tenemos la definición de secular, tradiciones por un siglo, o siglos, o centenarios, ejemplos la música folclórica por tradiciones de nuestros países americanos, también de arte rituales, festivales que se desarrollan por siglos en nuestra tierra.

   Pero como creyentes que podemos hacer frentes a estas tradiciones para los jóvenes, los jóvenes que estudian deben aprenden todas estas culturas artes y música, porque esta dentro de las materias que deben estudiar, pero lo que nos quiere enseñar su palabra conforme al tema es como creyente no debemos participar en las tradiciones de los hombres como las artes y música mundana. No debe participar en la música mundana participar en ella, porque esta música esta dedica a Satanás el diablo no al Dios altísimo, y es idolatría.

   Como creyente debemos adorar a Dios con alabanza conforme a las Escrituras, debemos tener cuidado hoy, hay una mezcolanza de los mundano con lo sacrosanto, mezclan letras cristianas y le agregan música o ritmo de mundo, o viceversa lo de Dios es dios Santo y puro, porque arte de escribir poemas, letras para adorar a Dios debe ser santa como corresponde. Para el joven creyente debe tener cuidado cuando adora a Dios con esta alabanza, no traer de otras partes y introducirlas a la iglesia sino examinarlas. Debemos reprenden esta música y arte del mundo que salga de nuestras congregaciones y de nuestros hogares.

“Mirad, pues, con diligencia cómo andéis, no como necios sino como sabios, aprovechando bien el tiempo, porque los días son malos. Por tanto, no seáis insensatos, sino entendidos de cuál sea la voluntad del Señor. No os embriaguéis con vino, en lo cual hay disolución; antes bien sed llenos del Espíritu, hablando entre vosotros con salmos, con himnos y cánticos espirituales, cantando y alabando al Señor en vuestros corazones; dando siempre gracias por todo al Dios y Padre, en el nombre de nuestro Señor Jesucristo”. Efesios 5:15 al 20.

Amén, para la honra y gloria de Dios.

DESCARGUE AQUÍ ESTUDIO COMPLETO


Hno Roberto Saldías Roa

Miembro de la IEP en Nacimiento Bajo, nació en el evangelio del Señor en la Iglesia de Laja 1975. Casado con María Nahuelmán, estudia teología de manera autodidacta. Me gusta mucho leer y escribir.

 

Deja una respuesta